La historia

Boulton Paul P.125

Boulton Paul P.125


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Boulton Paul P.125

El Boulton Paul P.125 era una versión a reacción del P.108 Balliol, diseñado para reemplazar al Percival Provost, pero no entró en producción.

El Percival Provost era un entrenador básico que había reemplazado a Percival Prentice de la misma compañía. En ese momento, la ruta de entrenamiento iba del Provost al Boulton Paul P.108 Balliol y luego al avión a reacción operativo. En 1951, el Ministerio del Aire decidió cambiar a un sistema de entrenamiento de jet. Por lo tanto, se necesitaba un reemplazo para el preboste.

Boulton Paul presentó el P.124 y el P.125. El P.125 fue una conversión del Balliol que habría sido propulsado por el motor a reacción Rolls-Royce Derwent. El diseño original del Balliol había especificado un motor turbohélice, por lo que este no fue un cambio terriblemente dramático. En la P.125, el Derwent reemplazó al Rolls-Royce Merlin en la nariz del avión y el tubo de escape emergió debajo del fuselaje trasero. El P.125 también tiene una rueda de morro, desplazada hacia babor para mantenerse fuera del camino de las tomas de aire. El P.125 recibió cuatro tanques de combustible, uno en cada ala, uno frente a la cabina y otro detrás de la radio.

El P.125 no se aceptó para la producción, sino que se eligió el Jet Provost.


Hecho poco conocido de la historia negra: P. B. S. Pinchback

P.B.S. Pinchback fue el primer gobernador afroamericano de los Estados Unidos, y fue casi un senador de los Estados Unidos antes de que la estructura de poder racista le impidiera ocupar el cargo. Pinchback nació en este día en 1837. Sigue siendo una figura política importante, ya que sería bien entrado el siglo XX antes de que una persona negra ocupara un puesto de gobernador.

Nació Pickney Benton Stewart de un padre blanco y una ex madre esclava en Macon, Georgia, la familia se crió principalmente en Ohio después de la muerte del padre. De adulto, el futuro político se unió al Ejército de la Unión durante la Guerra Civil. Si bien inicialmente sirvió con soldados blancos, más tarde se unió a una unidad totalmente negra conocida como el "Cuerpo d & # 8217Afrique".

Después de obtener el rango de capitán # 8217, Pinchback dejó el ejército debido al racismo de los otros soldados. En una carta de su hermana, se le aconsejó que se hiciera pasar por un hombre blanco, ya que presentarse como una persona negra nunca le permitiría alcanzar las alturas posibles.

Utilizando el apellido de su padre, Pinchback se unió al Partido Republicano, como lo hicieron muchos negros en ese momento y entró en el mundo de la política. La Era de la Reconstrucción hizo posible que los negros ocuparan puestos brevemente en el gobierno, aunque estaba plagado de racismo y divisiones. En 1868, Pinchback fue elegido senador del estado de Luisiana.

El nombramiento de gobernador tuvo lugar después de que Oscar J. Dunn, el primer vicegobernador negro elegido, muriera en 1871. Pinchback sirvió poco más de un mes en el cargo y fue elegido para el Senado estatal en 1874. Debido a su raza, se le negó el asiento y, en cambio, se centró en su periódico, El Louisianan de Nueva Orleans, y se desempeñó como agrimensor de aduanas desde 1882 hasta 1885, su último nombramiento político.


Cómo la educación yihadista genera violencia

¿Qué causa el terrorismo? Tenemos nuestras ideas. Las teorías académicas sobre esto son ahora tan abundantes que corremos el riesgo de atascarnos en nuestra propia cámara de resonancia antiterrorista, escuchándonos solo a nosotros mismos.

Mientras tanto, los propios yihadistas violentos nos dicen qué les funciona. Haríamos bien en prestar atención.

Una cosa que los yihadistas violentos nos dicen es que las "madrasas" que limitan la educación de los niños únicamente a la memorización del Corán son efectivas para ampliar el grupo de reclutas para su causa.

los naturaleza de la educación de los niños les importa. Debería importarnos.

Un veterano de la yihad afgana de la década de 1980 y partidario de la yihad violenta en curso sostiene que la educación islámica limitada en la “madrasa” es la mejor manera de disponer que los musulmanes estén dispuestos a luchar contra la yihad violenta.

Tome la experiencia del Dr. egipcio Ayman Sabri Faraj en Pakistán. Sus observaciones de los modelos educativos occidentales en los países musulmanes lo convencieron de que esta forma de educación hacía que los musulmanes perdieran el interés en luchar contra la jihad. Está tan seguro por su experiencia de primera mano de que la educación occidental es la antítesis de criar jóvenes yihadistas, que cree que incluso el analfabetismo y la ignorancia combinados con influencias religiosas son preferibles a la educación occidental.

A continuación se muestra mi traducción, del árabe, de la petición de Faraj de que las escuelas dispongan a los niños a desear luchar contra la yihad violenta. Pide que se reemplace la educación cívica multifacética con "madrasas" limitadas casi exclusivamente a la memorización del Corán:

En Afganistán, un fenómeno muy extraño me llamó la atención, a saber, la gran diferencia entre la educación cívica gubernamental y la educación religiosa, o incluso el analfabetismo. Vi con mis propios ojos los resultados de los dos.

Aquellos que llegaron a la escuela secundaria holgazanean en Pakistán y trabajan en fundaciones u hospitales. Cuando estuve unos meses en varios hospitales tuve la oportunidad de conocer cómo piensan. Todos los asistentes de salud eran afganos educados en escuelas públicas y opinaban que la Unión Soviética era una superpotencia que no podía ser derrotada y que lo que estaban haciendo los muyahidines era en vano y sin sentido. Cuando les preguntábamos, & # 8216pero los muyahidines en realidad derrotaron a los soviéticos y los rusos se retiraron & # 8217, dirían que Estados Unidos es quien derrotó a los rusos. ¡Tontos! Y estos no eran socialistas ni estaban americanizados, sino que eran miembros de varios partidos de la jihad.

Había una gran diferencia entre estos individuos y los analfabetos que vi, ya fuera en un campo de refugiados o en los frentes. Los analfabetos fueron los que absorbieron la cultura religiosa de los mulás. Los estudiantes del conocimiento eran en realidad peores, eran incomparables.

Su pensamiento sobre sí mismos, considerándose musulmanes, era que eran los mejores y los más fuertes de la creación de Dios, y que si iban a hacer la guerra contra una nación de infieles, los vencerían por la gracia de Dios, incluso si el los infieles del mundo se unirían contra ellos. Saldrían victoriosos contra ellos porque son musulmanes y Dios debe conceder la victoria a los musulmanes. No les importa una superpotencia, ni las armas nucleares, ni les deslumbra la tecnología, sino que la utilizan con facilidad y además la desarrollan más. Me maravillé de esto y, por Dios, esta contradicción entre los resultados de los dos tipos de educación me preocupaba.

No encontré ninguna explicación para esto, excepto que la educación cívica se propaga como un método encubierto para ser deslumbrado por Occidente y sentirse inferior a él. Mata el respeto por uno mismo y hace que el objetivo de una persona en su vida sea poco más que algo fugaz y accidental. Esto es lo que está sucediendo también en nuestro país y en todos los países musulmanes hasta el punto de que nuestra educación religiosa se ha contaminado con estas aflicciones. Pero en Afganistán la educación sigue igual que en los días del estado abasí [749-1258 d. C.], y esta última afirmación no es una exageración.

Cuando me preguntaron por el motivo de la victoria de los mujahedin contra los soviéticos, ¡diría muy claramente que el motivo era esta ignorancia! Luego, después de eso, explicaría el asunto. Si la mayoría de los afganos hubieran sido educados como estos asistentes de salud, Afganistán sería ahora una de las repúblicas de la Unión Soviética.

Por eso grito a todo pulmón a los responsables de la educación en las tierras del mundo islámico: ¡reformad la educación, reformad la educación, de lo contrario sería preferible incluso la ignorancia! Buscar y explorar los motivos ocultos de los métodos educativos que hacen que los educados sean como ratones y corderos que no tienen confianza excepto en que son capaces de aprender o quizás pueden pensar, en lugar de que pueden tomar la iniciativa y ser inventivos.

(De: Memorias de un afgano-árabe: Abu Jafar al-Masri al-Qandahari, por el Dr. Ayman Sabri Faraj [un seudónimo], El Cairo: Dar ash-Shuruq, 1422AH / 2002AD, págs. 56-57.)

Faraj asocia la iniciativa y la inventiva con los jóvenes que encuentran formas cada vez más inteligentes de destruir a los demás. Sin embargo, la educación que se basa en preguntas básicas como “¿Qué es un ser humano?” Tiene el potencial de capacitar e inspirar a los jóvenes a tomar la iniciativa y ser inventivos para ayudar a sus familias, sus comunidades y sus sociedades.

La reforma educativa no debería centrarse en eliminar las “madrasas” per se, y no deberíamos ponernos histéricos cada vez que escuchamos la palabra. "Madrasa" es simplemente la palabra árabe para la escuela. Entonces, "madrasa" simplemente significa "escuela", y las escuelas pueden tener muchas formas.

Sí, "madrasa" es el término comúnmente utilizado para las instituciones que limitan la educación de los niños a la memorización del Corán, incluso si los niños no saben árabe. Pero al mismo tiempo, por ejemplo, en Pakistán y Afganistán, "madrasa" es una palabra genérica para escuela, incluidas las escuelas que enseñan lectura básica y matemáticas, que inspiran y permiten a los ciudadanos contribuir a la sociedad en medicina, agricultura, arte y otros campos. Un claro ejemplo de esto es el maravilloso trabajo del Instituto de Asia Central, que se hizo famoso a través del libro Three Cups of Tea, un libro que todos los estadounidenses deberían leer. El Instituto de Asia Central, con sede en Montana, construye escuelas, es decir, madrasas, especialmente para niñas, en áreas remotas de Pakistán y Afganistán para ofrecer a los niños una educación cívica.

Entonces, las madrasas per se no son el problema. El problema es, más bien, los programas disfrazados de educación que embotan en lugar de expandir la mente de los niños. La naturaleza de la educación es lo que importa.

Algunos niegan que la educación pueda ayudar a contrarrestar el terrorismo al señalar que los terroristas y los posibles terroristas, como los secuestradores del 11 de septiembre y el terrorista fallido del día de Navidad, tenían mucha educación. No hay indicios de que una mayor educación hubiera impedido su deseo de llevar a cabo un ataque terrorista.

Sin embargo, esta es una conclusión falsa. Esto descarta la educación como una herramienta contra el terrorismo al limitar la discusión a más educación versus menos educación. Ese es el enfoque equivocado. Necesitamos dedicar investigación y apoyo a los tipos de educación que pueden sacar lo mejor de los jóvenes.

Lo que debemos hacer es preguntar: ¿Hay algo en la educación en ingeniería, como la del atacante del 11 de septiembre, Mohamed Atta, que, debido a la falta de un componente de estudios de humanidades, podría conducir a una falta de compasión por los demás? ¿Qué sucede cuando la educación consiste simplemente en la memorización de memoria en lugar de fomentar el pensamiento crítico? Esta línea de cuestionamiento sobre la naturaleza de la educación es una de las direcciones que tanto la investigación antiterrorista como la pedagógica deben tomar más en serio.

Podemos expandir la Administración de Seguridad en el Transporte todo lo que queramos, siempre que el pueblo estadounidense esté dispuesto a expandir el déficit nacional, pero esto por sí solo no nos mantendrá a salvo.

Por supuesto, la reforma educativa por sí sola no detendrá el terrorismo. Sin embargo, si la educación de cierto tipo puede fomentar el pensamiento crítico y la participación constructiva en la sociedad, si puede llevar a las personas a trabajar en hospitales en lugar de volarlos, enfrentamos no solo un llamado humanitario sino también un imperativo de seguridad nacional para apoyar y promover en poblaciones que corren un mayor riesgo de caer en el extremismo violento.

Artículos Relacionados

Los federales están trabajando detrás de escena para nacionalizar el plan de estudios K-12, incluida una prueba nacional. & Hellip


El Museo J. Paul Getty

Esta imagen está disponible para descargar, sin cargo, bajo el Programa de Contenido Abierto de Getty.

Desconocido 206,1 × 54,6 × 51 cm (81 1/8 × 21 1/2 × 20 1/16 pulg.) 85.AA.40

Las imágenes de contenido abierto tienden a tener un tamaño de archivo grande. Para evitar posibles cargos por datos de su proveedor, le recomendamos que se asegure de que su dispositivo esté conectado a una red Wi-Fi antes de descargar.

Actualmente no a la vista

Detalles del objeto

Título:
Artista / Creador:
Cultura:
Lugar:

alrededor del 530 a.C. o falsificación moderna

Medio:
Número de objeto:
Dimensiones:

206,1 × 54,6 × 51 cm (81 1/8 × 21 1/2 × 20 1/16 pulg.)

Departamento:
Clasificación:
Tipo de objeto:
Descripción del objeto

Un kouros es una estatua de un joven desnudo de pie que no representaba a ningún joven individual, sino al idea de la Juventud. Utilizado en la Grecia arcaica como dedicación a los dioses en santuarios y como monumento funerario, el kouros estándar estaba de pie con el pie izquierdo hacia adelante, los brazos a los costados, mirando al frente. Tallada en cuatro lados, la estatua conservó la forma general del bloque de mármol. Los escultores griegos arcaicos redujeron la anatomía humana y la musculatura en estas estatuas a patrones decorativos en la superficie del mármol.

El kouros encarna muchos de los ideales de la cultura aristocrática de la Grecia arcaica. Uno de esos ideales de este período fue arete, una combinación de belleza y nobleza moral y física. Arete estaba estrechamente relacionado con kalokagathia, literalmente un término compuesto para bello y bueno o noble. Escribiendo a mediados del año 500 a. C., el poeta griego Theognis resumió esta idea como "Lo que es bello se ama, y ​​lo que no es no se ama". En una sociedad que enfatizaba la juventud y la belleza masculina, la manifestación artística de esta cosmovisión fue el kouros. De hecho, cuando el poeta Simónides escribió sobre arete a finales de la década de 500, usó una metáfora aparentemente extraída de los kouros: "En pies y manos y mente por igual cuadrangular / moldeado sin defecto".

Ni los historiadores del arte ni los científicos han podido resolver por completo el problema de la autenticidad de los kouros del Museo Getty. Ciertos elementos de la estatua han llevado a este cuestionamiento, especialmente una mezcla de rasgos estilísticos anteriores y posteriores y el uso del mármol de la isla de Tasos en una fecha en la que su uso es inesperado. Sin embargo, las anomalías del Getty kouros pueden deberse más a nuestro conocimiento limitado de la escultura griega en este período que a errores por parte de un falsificador.

Procedencia
Procedencia
En 1983-1985

Antike Kunst Palladion (Basilea, Suiza), vendido al Museo J. Paul Getty, 1985.

Exposiciones
Exposiciones
The Getty Kouros (1 de mayo de 1992 a 5 de septiembre de 1993)
  • Museo Goulandris de Historia Natural (Atenas), 1 de mayo al 31 de julio de 1992
  • Museo J. Paul Getty (Malibú), 19 de enero al 5 de septiembre de 1993
Beyond Beauty: Antiquities as Evidence (16 de diciembre de 1997 a 17 de enero de 1999)
Salidas: 11 artistas en el Getty (29 de febrero al 7 de mayo de 2000)
Bibliografía
Bibliografía

Marchiano, Lisa. "Brote: sobre adolescentes transgénero y epidemias psíquicas". Psychological Perspectives 60 (2017), págs. 345-366, pág. 347.

"Adquisiciones / 1985". El diario del museo J. Paul Getty 14 (1986), págs. 179-80, núm. 2.

Es cierto, Marion. "Un Kouros en el Museo Getty". La revista Burlington 129, no. 1006 (enero de 1987), págs. 3-11.

Eisenberg, J. "Chipre calcolítico". Minerva 1, no. 5 (1990).

Spawforth, A. J. S. "Noticias. Actualización de Getty Kouros", Minerva 1, no. 10 (1990), pág. 4, enfermo.

Stewart, Andrew. Escultura griega: una exploración (New Haven, CT: Yale University Press, 1990), pág. 110, 122, malos. higos. 133, 135.

Eisenberg, J. "Noticias: Getty retira '6th Century A.C.' Kouros ". Minerva 1, no. 7 (1990), pág. 20, enfermo.

Spier, Jeffery. "Cegado por la ciencia: el abuso de la ciencia en la detección de antigüedades falsas". Revista Burlington 132, no. 1050 (septiembre de 1990), págs. 623-31, págs. 628-31 figs. 9, 12.

Sparkes, Brian A. Arte griego. Grecia y Roma: nuevas encuestas en los clásicos 22 (Oxford y Nueva York: Oxford University Press, 1991), pág. 11.

Sammond, Nicolas. "Una cuestión de autenticidad". En Exploratorium Quarterly 15, no. 4 (invierno de 1991).

Eisenberg, J. "Coloquio celebrado en Atenas en Getty Kouros". Minerva 3, no. 4 (1992), pág. 5.

Vallera-Rickerson, I. y M. Korma. "Merika ellenika ekthemata tou Mouseiou Getty". Archaiología 43 (1992), pág. 87, enfermo.

Eisenberg, J. "El Coloquio Getty Kouros en Atenas". Minerva 4, no. 5 (septiembre-octubre de 1993), págs. 32-35, ill. págs. 32, 33, 34.

Gill, David W. J. y C. Chippendale. "Consecuencias materiales e intelectuales de la estima por las figuras cicládicas". Revista estadounidense de arqueología 97, no. 4 (octubre de 1993), pág. 607, n. 67.

Bianchi, Robert. "Saga del Getty Kouros", Archaeology (mayo / junio de 1994), págs. 22-23, ill.

Elia, Ricardo. "Una corrupción del registro". Arqueología (mayo / junio de 1994), págs. 24-25, ill.

Rolley, Claude. La sculpture grecque (París: Centre national de la recherche scientifique, 1994), p. 59, no. 9.

Serros, Richard D. Art y. Estudios, recursos y actividades (Dubuque, IA: Kendall / Hunt, 1997), págs. 87-93 fig. 5.1.

Renfrew, Colin y Paul Bahn. Arqueología: Teorías, métodos y práctica (Londres: Thames y Hudson, 2000), págs. 556-57.

Renfrew, Colin. Botín, legitimidad y propiedad (Londres: Duckworth, 2000), págs. 40-42, pl. 5.

Esbirro, Michael. "Estudios de caso de las investigaciones geoquímicas del arte para la ciencia y los cursos de ciencia y arte". Revista de educación en geociencias 48 (2000), págs. 292-94, 352, 294, 352 fig. 4.

Lapatin, Kenneth D. S. "¿Prueba? El caso del Getty Kouros". Fuente: Apuntes en la Historia del Arte 20, no. 1 (otoño de 2000), págs. 43-53.

Pedley, John Griffiths. Arte y arqueología griegos. 3ª ed. (Londres: Prentice Hall, 2002), pág. 183, fig. 6.48.

El manual de la colección de antigüedades del Museo J. Paul Getty (Los Ángeles: 2002), págs. 16-17.

Grossman, Janet Burnett. Mirando la escultura griega y romana en piedra (Los Ángeles: Museo J. Paul Getty, 2003), págs.63, ill.

Pedley, John Griffiths. Arte y arqueología griegos. 4ª ed. (Upper Saddle River, Nueva Jersey: Pearson / Prentice Hall, 2007), pág. 184, fig. 6.55.

Sande, Siri. "El Getty Kouros y otras anomalías". In Continuatio et renovatio. Siri Sande y Lasse Hodne, eds. Acta ad archaeologiam et artium historiam pertinente 20 (2007), págs. 51-64, figs. 1-4.

Sutton, Peter C. y col., Eds. Falsificaciones y falsificaciones: el arte del engaño, exh. gato. (Greenwich: Bruce Museum, 2007), pág. 8, figura 1.

Gerstenblith, Patty. Arte, patrimonio cultural y derecho: casos y materiales, 2ª ed. (Durham, NC: Carolina Academic Press, 2008), pág. 388, fig. 7-1.

Kleemann, Ilse. "Zum Kuros Athen, NM 71 vom Kerameikos und den mitgefundenen Fragmenten", Jahrbuch des Deutschen Archaologischen Instituts 123 (2008), págs. 31-34, 45, figs. 12a-b, 13a.

El manual de la colección de antigüedades del Museo J. Paul Getty. Rev. ed. (Los Ángeles: Museo J. Paul Getty, 2010), pág. 17.

Pedley, John Griffiths. Arte y arqueología griegos. 5ª ed. (Upper Saddle River, Nueva Jersey: Pearson Education, 2012), página 181, fig. 6.55, pág. 181.

Naerebout, Frederick G. y Henk W. Singor. Antigüedad: griegos y romanos en contexto (Chichester, West Sussex, Reino Unido: Wiley-Blackwell Publishing, 2014), pág. 118, fig. 16.b.

Scott, David A. Arte: autenticidad, restauración, falsificación. (Los Ángeles: Cotsen Institute of Archaeology Press, 2016), págs. 207-213, fig. 5.17.


¿Enseña la Biblia que es aceptable que los hombres usen aretes?

Al igual que con ciertos temas, como fumar, el uso de maquillaje, la celebración de cumpleaños y otros, no existe un & ldquoTh you not & hellip & rdquo específico con respecto a los aretes que se encuentran en la Biblia. Pero hay principios en las Escrituras que podemos mirar. Uno se encuentra en I Corintios 11:14: & ldquo¿Ni siquiera la naturaleza misma te enseña, que, si un hombre tiene el pelo largo, es una verguenza para el? & rdquo Paul está diciendo que el sentido común & mdash & ldquonature & rdquo & mdash nos dice que los hombres deben verse como hombres, no como mujeres. No deben tener el pelo largo, porque es un pecado& mdash & ldquoa vergüenza. & rdquo

Este principio se aplica a los pendientes. Típica e históricamente, han sido las mujeres las que usan aretes. Incluso en la sociedad liberal y relajada de hoy en día, todavía es principalmente mujeres que hacen esto. También tenga en cuenta que, en las últimas décadas, los hombres que eligen vivir "estilos de vida alternativos" a menudo optan por perforarse las orejas como señal para los demás. Fíjense en Deuteronomio 22: 5: & ldquoLa mujer no vestirá lo que es de hombre, ni el hombre se pondrá una prenda de mujer y rsquos: porque todos los que lo hacen son abominación al Señor tu Dios. & rdquo

Sofonías 1: 8 declara, & ldquoY sucederá en el día del sacrificio del Señor & rsquos, que castigaré a los príncipes, y al rey & rsquos hijos, y a todos los que son vestido con ropa extraña. & rdquo El Comentario de Jamison, Fausset y Brown explica & ldquostrange ropa & rdquo como & ldquo & hellipgarments prohibidos por la ley & mdashe.g., hombres & rsquos prendas que usan las mujeres, y viceversa. & rdquo Así que ahora podemos ver por qué está mal que los hombres usen aretes. ¡Es un PECADO que los hombres parezcan afeminados!

Se aplica otro principio bíblico. Además de parecer poco masculinos, los hombres con aretes tradicionalmente han sido vistos como extraños, extravagantes o rebeldes. Pero un cristiano no debe aparecer de esta manera. El apóstol Pablo escribió, "Abstenerse de toda apariencia de maldad" (I Ts. 5:22). Aun asi apariencia en un asunto es importante.

Además, las joyas de este tipo para hombres solo apelan a la vanidad. Los seres humanos naturalmente quieren ser aceptados por el mundo que los rodea. Pero, ¿qué dice Dios sobre esto? & ldquoNo ames al mundo, ni las cosas que hay en el mundo. Si algún hombre ama al mundo, el amor del Padre no esta en el. Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos y la vanagloria de la vida, no es del Padre, sino del mundo ”(I Juan 2: 15-16). Los cristianos deben salir del mundo (Apocalipsis 18: 4). Y la gente debería recordarlos por su carácter y mdashnot ya sea que se hayan comprado o no con la última moda.

La Palabra de Dios y rsquos menciona aretes que usan los hombres en varios lugares, pero TODOS involucran a los siervos de Dios y rsquos que le dicen a la gente que retirar o darse por vencido aretes. Ver Génesis 35: 4 Éxodo 35:22 Números 31:50 y Jueces 8: 24-26. Además, recuerde la historia del becerro de oro (Éxodo 32). Aarón lo hizo con los aretes y rsquo de los israelitas, incluidos los hombres y los rsquos (vs. 2-4). En este relato, ¡la idolatría está relacionada con el uso de aretes!

Curiosamente, la Biblia habla de que a los hombres se les perfora las orejas, pero no es deseable. Fíjense: & ldquoY será, si él les dice, no me iré de ustedes porque los ama a ustedes y a su casa, porque él está bien con ustedes. entonces tomarás un punzón y se lo pasarás por la oreja a la puerta, y él será tu servidor para siempre & hellip & rdquo (Deut. 15: 16-17 también Ex. 21: 5-6). En el antiguo Israel, un esclavo (& ldquoservant & rdquo) que deseaba permanecer con su amo tenía una oreja perforada. ¡Ciertamente nadie hoy desea ser un sirviente contratado!

Ahora debería quedar claro que Dios condena los pendientes para los hombres. ¡Es un signo de falta de virilidad, rebelión, vanidad y mundanalidad e incluso idolatría y esclavitud!


Boulton Paul Defiant se exhibe en RAF Museum Cosford

El único Boulton Paul Defiant superviviente, RAF serial N1671, ahora está completamente reensamblado y en exhibición en el RAF Museum Cosford en Shropshire, Reino Unido. El avión llegó del RAF Museum Hendon en Londres a fines del año pasado en un estado desmontado. Salvo un período reciente de cuatro años para la conservación / restauración en la Sociedad de Preservación de Aeronaves de Medway cerca de Chatham, Kent, el Defiant había estado en Hendon continuamente desde la apertura de esa instalación en 1972.

Defiant N1671 mientras miraba a Cosford a principios de agosto de 2017. Observe el fuselaje plateado del Gloster Gladiator K8042 justo más allá del Defiant. (Foto del Museo de la RAF)

Los británicos fueron pioneros en el concepto de torretas de armas accionadas por energía en aviones bombarderos y adaptaron el concepto a los aviones de combate durante la década de 1930. El Boulton Paul Defiant fue uno de los pocos diseños de 'luchador de torreta' para salir del tablero de dibujo, y además del Blackburn Roc del Fleet Air Arm, una adaptación del bombardero en picado Skua, el único tipo que llegó al frente. usar. El papel del Defiant, como se concibió originalmente, era enfrentarse a bombarderos enemigos sin escolta, con la torreta facilitando el enfoque del fuego en el avión enemigo mientras el caza volaba a través de las formaciones enemigas. Sin embargo, el tipo tenía deficiencias significativas cuando se enfrentaba a combatientes enemigos con armas convencionales. En primer lugar, tenían poca potencia, eran mucho más pesados ​​y menos maniobrables, pero quizás lo más importante es que el piloto carecía de sus propias ametralladoras que disparaban hacia adelante. Dicho esto, los Defiants disfrutaron de cierto éxito inicial durante la evacuación de Dunkerque en mayo de 1940, con los pilotos de combate alemanes desprevenidos pensando que estaban atacando un Hawker Hurricane por detrás, solo para enfrentarse a una pared de plomo de las ametralladoras orientadas hacia atrás. Sin embargo, los luchadores de la torreta solían ser presa fácil una vez que se retumbó esa artimaña. Incluso en las mejores circunstancias, fue un ballet incómodo entre el piloto, posicionando el avión y el artillero, apuntando la torreta, para que la tripulación de un Defiant lograra mucho éxito en el aire, pero un puñado de tripulaciones se convirtió en ases.

Los sargentos de vuelo E R Thorn (piloto, izquierda) y F J Barker (artillero de aire) posan con su Defiant después de destruir su avión del Eje 13 Thorn y Barker fueron la tripulación Defiant más exitosa de la guerra. (Foto del Museo Imperial de la Guerra a través de Wikipedia)

Los escuadrones desafiantes fueron virtualmente aniquilados durante la Batalla de Gran Bretaña, y el tipo fue retirado del uso diurno antes de finales de agosto de 1940. El Defiant luego se trasladó al papel de caza nocturno, para el que resultó ser un poco más adecuado, sin embargo, el tipo lo hizo. no sirvió en ningún papel de combate después de 1942. Varios ejemplos se convirtieron en aviones de contramedidas electrónicas primitivas para engañar a los remolcadores de radar y objetivos alemanes para el entrenamiento de artillería aérea y otras funciones auxiliares, pero el tipo se retiró efectivamente del uso antes del final de la Segunda Guerra Mundial .

La Boulton Paul Defiant del Museo de la RAF está posada con los cañones de su torreta apuntando hacia arriba de la misma manera que podrían haber estado durante los ataques desde abajo contra las corrientes nocturnas de bombarderos de la Luftwaffe sobre Londres. La propia Luftwaffe utilizó esta técnica con un efecto asesino en las operaciones nocturnas de bombarderos de la RAF más adelante en la guerra. Curiosamente, durante la restauración en MAPS, las marcas de identificación en la torreta determinaron que se fabricó originalmente para un Blackburn Roc, un 'caza de torreta' ahora extinto de la Royal Navy. (Foto del Museo de la RAF)

El Boulton Paul Defiant Mk.I N1671 del Museo de la Royal Air Force tiene una historia interesante. Ella salió de la línea de producción de Boulton Paul en Pendeford, Wolverhampton durante la Batalla de Gran Bretaña, y se unió oficialmente a la RAF el 7 de agosto de 1940 con la Unidad de Mantenimiento No 6 en RAF Brize Norton. La RAF la asignó al Escuadrón 307 Lwowski (polaco) en RAF Kirton-in-Lindsey en Lincolnshire, el 17 de septiembre de 1940. Recibió los códigos de escuadrón EW-D con Vuelo "A". El escuadrón 307 en sí era una unidad completamente nueva, que se formó oficialmente solo dos semanas antes de la llegada de N1671. Fueron el primer escuadrón de combate nocturno polaco, aunque sus aviones todavía usaban sus esquemas originales de pintura de camuflaje de tierra templada. Mientras el escuadrón trabajaba hasta alcanzar el estado operativo, también realizaba patrullas de protección marítima. N1671 voló su primera patrulla operativa el 12 de diciembre, sin incidentes. El 14 de enero de 1941, el Defiant regresó al MU número 6 en Brize Norton, junto con otros tres aviones del Escuadrón 307, para la adición de equipos de radio IFF y VHF, así como para volver a pintar en un esquema de caza nocturno completamente negro. Regresó al servicio de escuadrón a mediados de marzo y voló su primera patrulla nocturna operativa el 8 de abril de 1941.

Logotipo del 307 Night Fighter Squadron.

El 15 de abril de 1941, el sargento Wisthal voló N1671 en una patrulla nocturna y avistó un avión enemigo. El otro avión abrió fuego contra el Defiant, pero antes de que el artillero de Wisthal pudiera devolver el cumplido, las luces de búsqueda de abajo envolvieron al caza, momento en el que perdieron el contacto. Durante el reciente esfuerzo de restauración en MAPS entre 2009 y 2012, descubrieron algunos agujeros de bala en el fuselaje detrás y debajo de la cabina que probablemente provenían del incidente mencionado anteriormente.

N1671 continuó volando operaciones nocturnas hasta que un incidente de circuito en tierra la dejó fuera de acción durante varios meses de reparaciones el 9 de junio de 1941. Sin embargo, no regresó al Escuadrón 307 una vez que estuvo en condiciones de volar de nuevo en octubre, ya que la unidad se había actualizado a lo lejos Bristol Beaufighter superior en agosto. En cambio, N1671 se trasladó al número 46 MU en RAF Lossiemouth en Escocia durante un par de semanas antes de su último puesto operativo, el Escuadrón 153 en Ballyhalbert, Irlanda del Norte, una unidad de segunda línea que protege Belfast, y el último escuadrón Defiant en formarse. El Defiant voló solo una salida operativa con el Escuadrón 153, una hora y diez minutos de vuelo en la víspera de año nuevo de 1941. Este iba a ser su último vuelo de combate total de quince en la carrera de N1671. 153 Squadron reemplazó a sus Defiants con Beaufighters en enero de 1942.

Ese junio, N1671 se transfirió al 285 Squadron, en Wrexham, Gales. La unidad se especializó en ayudar a entrenar a las tripulaciones de cañones antiaéreos del ejército británico para apuntar y destruir eficazmente los aviones enemigos atacantes. Voló con el Escuadrón 285 hasta finales de febrero de 1943, después de lo cual el Defiant regresó a sus fabricantes para una inspección importante. En mayo de 1943, la guerra de N1671 había terminado efectivamente y se trasladó al número 10 de MU en Hullavington para su almacenamiento. Por un golpe de suerte en septiembre de 1944, alguien en el Ministerio del Aire británico tuvo la visión de futuro para ordenar la preservación de algunas estructuras clave involucradas en la Batalla de Gran Bretaña para una eventual exhibición en el museo. Esto incluyó tres Spitfire Mk.Is, un par de Hurricane Mk.Is, un Bf 109E e incluso un Fiat CR.42. Y así, todos los aviones fueron debidamente desmontados y empaquetados en cajas de almacenamiento. La Defiant N1671 permaneció en su caja de embalaje durante las siguientes dos décadas, y la RAF la trasladó de un lugar de almacenamiento a otro en todo el Reino Unido. Finalmente apareció para exhibición pública en 1960 en RAF St.Athan, cerca de Cardiff, Gales, aunque extrañamente pintada en un esquema de combate diurno y mal identificada como "N1617". Independientemente, esta Defiant había vencido todas las probabilidades en contra de su supervivencia y era la última superviviente completa de su raza. Para obtener un historial detallado de la estructura del avión, haga clic AQUÍ para ver el archivo oficial de la RAF en N1671.

Defiant N1671 ahora se exhibe dentro de War in the Air Hangar en RAF Museum Cosford. En el fondo, puede ver varios otros aviones de combate importantes, como el veterano de la Batalla de Gran Bretaña Supermarine Spitfire Mk.I K9942 (el Spitfire más antiguo existente), Hawker Hurricane Mk.IIc LF738 y Messerschmitt Bf 109G-2 Wk.Nr.10639 ' Black Six '. (Foto del Museo de la RAF)

Aparte de los restos en su mayoría triturados de un par de accidentes de guerra, la única otra representación creíble del Defiant es una réplica a gran escala que la Asociación Boulton Paul construyó desde cero en la década de 1990 y principios de la de 2000 para el ahora tristemente disuelto Museo Boulton Paul Heritage. en el sitio en la fábrica original de Boulton Paul en Wolverhampton. La réplica se encuentra ahora en exhibición en el Museo de la Batalla de Gran Bretaña de Kent en Hawkinge, Kent. Para más detalles sobre esta réplica, hay un artículo maravilloso AQUÍ sobre el ex empleado de Boulton Paul, Jack Holmes, quien fue la fuerza impulsora detrás de su creación.


Hace 125 años, la mortal & # 8216Children's Blizzard & # 8217 arrasó Minnesota

Cuando golpeó la tormenta, tomó por sorpresa a tantos colonos que entre 250 y 500 personas murieron ese fin de semana, según estimaciones de los editores de periódicos de varios estados.

El invierno de 1887-1888 fue feroz e implacable.

Noviembre vaciló entre tormentas de hielo, tormentas de nieve y temperaturas bajo cero. Diciembre arrojó montañas de nieve: 20.2 pulgadas en Moorhead, 39.5 pulgadas en Morris, 33 pulgadas en Mankato. Luego, el 5 de enero de 1888, una gran tormenta de aguanieve cubrió las ventiscas nevadas con hielo traicionero, poniendo a decenas de granjeros inquietos y escolares bajo arresto domiciliario, pero para las tareas más esenciales.

Finalmente, sin embargo, el 12 de enero de 1888, llegó la mañana con un suave respiro. El aire se sentía suave y agradable, y el cálido sol sacaba a la gente de sus casas de madera, techos y refugios.

“The day dawned bright and clear and every object about the horizon was distinctly visible,” recounted the Jan. 16 evening edition of the Minneapolis Journal.

Carl Saltee, a 16-year-old Norwegian immigrant in Fortier, Minn., remembered that “on the 12th of January 1888 around noontime it was so warm it melted snow and ice from the window until after 1 p.m.”

‘A beautiful day’

Many settlers jumped at the arrival of fine weather. Erik Olson, a Swedish bachelor farmer in Beaver Creek, Minn., took off on a half-mile walk to his strawstack, to get the raw stuff for the twisted-straw sticks he burned for heat. Johnny Walsh, a 10-year-old farmer’s son in Avoca, Minn., walked a mile to go visiting at a neighbor’s house. Norwegian immigrant Knut Knutson made a run to Rushmore, Minn., for extra supplies.

“It was a beautiful day for mid-winter and no one even thought of what a change an hour’s time could bring,” wrote Nobles County native Morton Bassett in a personal collection of pioneering stories.

What the settlers did not know — could not know, because the Army Signal Corps chose not issue a Cold Wave warning the previous night — was that a dynamic blizzard was just then sprinting across Montana and northern Colorado. A massive cold air mass had formed around Jan. 8, shifting from Medicine Hat, Alberta, to Qu’Appelle, Saskatchewan. Both places saw violent wind conditions and extreme temperature drops. On Jan. 11, the mass raced full bore across the United States, covering more than 780 miles in 17 hours.

When the storm hit, it caught so many settlers by surprise that between 250 and 500 people died that weekend, according to estimates by newspaper editors in Minnesota, Nebraska, Iowa and the Dakota Territory. A precise number has never been determined, but “undoubtedly many deaths were never reported from remote outlying districts,” wrote journalist David Laskin, author of “The Children’s Blizzard” (Harper Perennial, 2004). Laskin added: “Scores died in the weeks after the storm of pneumonia and infections contracted during amputations.”

The most deadly

Climate historians are quick to note that the “Children’s Blizzard” — so named because many of the victims were schoolkids trying to make it home — was not the most extreme blizzard ever to strike Minnesota. But 125 years later, it remains the most deadly, due to a tragic swirl of circumstances. The storm’s ambush approach in the middle of an afternoon, the lack of warning from the Army Signal Corps, and the mild, January thaw-like morning were all factors that conspired to kill with maximum efficiency.

Minnesota, too, was populated like never before, but many of her new homes and schoolhouses were hastily built affairs at best, with gap-holed walls and tar paper roofs, thrown up in the break-neck excitement of westward settlement.

The storm happened at the tail-end of a six-year run of extreme weather called the “Little Ice Age.” Climate historian and retired state policy analyst Thomas St. Martin of Woodbury wrote in an abstract that a series of phenomena, including the eruption of the Indonesian volcano Krakatoa in August, 1883, created an atmospheric shield against solar radiation that plunged the globe into the deep freeze from 1882 to 1888. In the long gaze of history, the powerful blizzard of Jan. 12, 1888 was a final exclamation point.

For the settlers who lived through it, the Jan. 12 blizzard was not historic but harrowing, a day of extreme trial for a people who already knew hard living. Farmer and Norwegian immigrant Austin Rollag, just over the state line in Valley Springs, S.D, wrote that air turned silent and ominous and in the next moment, the blizzard crashed in.

“About 3:30, we heard a hideous roar. … At first we thought that it was the Omaha train which had been blocked and was trying to open the track. My wife and I were near the barn when the storm came as if it had slid out of sack. A hurricane-like wind blew, so that the snow drifted high in the air, and it became terribly cold. Within a few minutes, it was as dark as a cellar, and one could not see one’s hand in front of one’s face.”

‘A terrible hard wind’

Carl Saltee, in Fortier, Minn., remembered that “A dark and heavy wall builded up around the northwest coming fast, coming like those hevy [sic] thunderstorms, like a shot. In a few moments, we had the severest snowstorm I ever saw in my life with a terrible hard wind, like a hurrycane [sic], snow so thick we could not see more than 3 steps from the door at times.”

This was not a storm of drifting lace snowflakes, but of flash-frozen droplets firing sideways from the sky, an onslaught of speeding ice needles moving at more than 60 miles per hour. Even without the whiteout conditions — climate experts call this zero/zero visibility — many people couldn’t see because the microscopic bits of ice literally froze their eyes shut.

In total blindness with few buildings, fences or landmarks to guide them, some settlers became completely and utterly lost. Norwegian immigrant Seselia Knutson became frantic when her husband, Knut, was trapped out in the blizzard. She went out to look for him and became so confused she froze to death under a sled just 40 steps from her front door. Hanley Countryman of Alexandria was trekking back to his house with 40 pounds of provisions and lay down in the snow to die just 150 yards from his threshold.

Schoolchildren, many of whom had left for school without coats, hats and mittens — the better to bask in the comparative warmth of a January thaw — were overcome by the blizzard. In many places, the storm made its debut just as students were walking back home from school. The air was not only filled with blowing ice, but temperatures plummeted to frightening lows. By the afternoon in Moorhead, it was 47 degrees below zero, and the force of the wind — reported by the Minneapolis Tribune at 60 miles per hour — blew down the wooden tower over the city’s artesian well, smashed windows and snapped telegraph wires.

The epicenter: SE Dakota Territory

The epicenter of the devastation was in the southeastern quadrant of Dakota Territory, now South Dakota. On Jan. 17, the Minneapolis Tribune noted, “It is placing the number of fatalities at a low figure to say that at least 100 human beings lost their lives in dreaded storm within a 50-mile radius of Yankton” [South Dakota].

Though upper Midwesterners lost the most, the blizzard was truly a nationwide phenomena. Ice skating was reported in San Francisco on Jan. 14, along with frozen water mains in Los Angeles. Fort Elliott, Texas, registered a 7-below-zero temperature on the 14th, and for the first time in anyone’s memory, parts of the Colorado River in Texas froze over.

In southwestern Minnesota, it was the rare farmer who did not lose livestock. A 36-year-old Scottish immigrant named James Jackson discovered his cattle herd just outside Woodstock. His frozen cattle lay in a 10-mile stretch from northwest to southeast, the animals’ collapsed bodies marking the current of the wind. A few of the cows were living — just barely — but when Jackson got them back to the barn and thawed them out, their frozen flesh came off in chunks. This was the high cost of of exposure. German immigrant Wilhelmina Lupke of Hutchinson, Minn., died from a gangrenous infection after her hands and feet were severely frozen.

Near Garvin, Minn., in Lyon, County, the major concern was passenger train that got stuck in the snow before the blizzard hit. A late telegram arrived at Balatan, Minn., warning that a big blizzard would arrive in less than a hour. Townspeople attempted to rescue 23 of the train passengers with horse-driven sleds before disaster, but they didn’t make it in time. Some of the rescued passengers experienced the tell-tale deliriums of prolonged hypothermia.

According to a leather-bound history of Lyon County: “One of the loads was overturned, two or three of the party lost their heads and one man became partially deranged, crying and howling, and in his wildness pulling the robes and wraps from ladies in front of him, saying that he had but a few minutes to live and that he must get warm before he died.” The rest of the passengers, some 25 people, spent three cold nights on the stalled train with little food.

Even for the lucky settlers who were safe at home, the weekend was not exactly toasty. Newspaperman Charles Morse, founder of the Lake Benton News, recalled his office/apartment in Lake Benton, Minn. “It was astonishing the manner in which this fine stuff would be driven through the smallest aperture. My sleeping quarters were on the second floor leading off a hallway at the head of the stairs. … On arriving home I found the wind had forced open the door and the stairway was packed with snow, and when I reached my room I found my bed covered with several inches of snow which had filtered over the threshold and through the keyhole.”

Los niños

The most shocking and widely reported deaths were of the schoolchildren. Ten-year-old Johnny Walsh of Avoca, Minn., froze to death trying to find his house. Six children of James Baker froze to death while trying to make it home from school near Chester township, Minnesota. They were found with their arms entwining each other in the snow.

Compiling a solid count of the dead remains difficult 125 years later not only because of spotty records and missing rural newspapers, but also because many settlers’ bodies weren’t found for days or even months.

Erik Olson, the Swedish bachelor farmer, was found a mile and a half from his house several days after the storm only his feet were visible under the drifting piles of snow. O.A. Hunt, a transient peddler who traveled about southern Minnesota, wasn’t discovered until April 1, when enough snow melted away. A German immigrant named Herman Brueske walked to town on Jan. 11, but his frozen body wasn’t found in Renville County for another week. He left behind three children and his wife, Johanna, who was eight months pregnant at the time of her husband’s death. The Minneapolis Tribune macabrely noted that recovered corpses were so solidly frozen they “give forth a metallic sound” when struck.

The loss of human and animal life reverberated in Minnesota for years after the storm. Many survivors wore the physical scars.

“For years afterward, at gatherings of any size in Dakota or Nebraska, there would always be people walking on wooden legs or holding fingerless hands behind their backs or hiding missing ears under hats,” wrote Laskin in “The Children’s Blizzard.”

One result of the storm was that communities large and small — including Fortier, Minn. — invested in new, sturdier schoolhouses for their children in 1888. The longer effects, though, were psychic. For a certain generation of upper Midwestern settler, the date Jan. 12, 1888, rang with as much dark meaning as Dec. 7, 1941, or Sept. 11, 2001, would have today. Everyone had a story of where they were that day.

In the 1940s, a group of old timers organized the Greater Nebraska Blizzard Club to collect and organize survivors’ stories into a single volume. The editor of the book, W.H. O’Gara, wrote in the preface that the club had a very hard time coming up with a word or phrase that would give some inkling of the terror of that day, Jan. 12, 1888. Eventually they settled on this: “In All Its Fury.”

Freelancer Alyssa Ford has written for the Star Tribune, Minnesota Monthly, Experience Life, Artful Living and several other local and regional publications.


The concept of crime: criminal codes

Criminal behaviour is defined by the laws of particular jurisdictions, and there are sometimes vast differences between and even within countries regarding what types of behaviour are prohibited. Conduct that is lawful in one country or jurisdiction may be criminal in another, and activity that amounts to a trivial infraction in one jurisdiction may constitute a serious crime elsewhere. Changing times and social attitudes may lead to changes in criminal law, so that behaviour that was once criminal may become lawful. For example, abortion, once prohibited except in the most unusual circumstances, is now lawful in many countries, as is homosexual behaviour in private between consenting adults in most Western countries, though it remains a serious offense in some parts of the world. Once criminal, suicide and attempted suicide have been removed from the scope of criminal law in some jurisdictions. Indeed, in the U.S. state of Oregon the Death with Dignity Act (passed in 1997) allows terminally ill individuals to end their lives through the use of lethal medications prescribed by a physician. Nonetheless, the general trend has been toward increasing the scope of criminal law rather than decreasing it, and it has been more common to find that statutes create new criminal offenses rather than abolishing existing ones. New technologies have given rise to new opportunities for their abuse, which has led to the creation of new legal restrictions. Just as the invention of the motor vehicle led to the development of a whole body of criminal laws designed to regulate its use, so the widening use of computers and especially the Internet has created the need to legislate against a variety of new abuses and frauds—or old frauds committed in new ways.


The Best Writing Prompts For Poets

Momentous Occasions. These poetry writing prompts focus on life’s big events—moments that are often emotionally charged and teeming with opportunity for poetic expression. Spend some time thinking about these moments in your life and then allow your memories to emerge as poems. Or, if you haven’t had any of these milestone moments, consider how you might write a poem based on the absence.

  1. The day a child was born
  2. The day your faith was shaken
  3. The day you made a decision to give up something or someone you love
  4. The day you were turned down
  5. The day your hope was restored
  6. The day you lost a loved one
  7. A day you laughed through tears
  8. A day someone surprised you with kindness
  9. An effort that ended in deep humiliation
  10. An effort that ended in triumph or joy
  11. A holiday from childhood that stands out
  12. A wedding that taught you more about love
  13. A mundane birthday party that became memorable long after the fact
  14. The moment of a life-changing injury
  15. A day you got good/bad news about a diagnosis

Everyday Moments. While some poems are born of life’s most attention-grabbing events, others can be inspired by quiet, easy-to-overlook moments of the day. These poetry writing prompts and exercises ask you to pay close attention to all the little moments that might otherwise be missed.

  1. The dawn of the day
  2. Your first cup of tea or coffee
  3. When your head hits your pillow
  4. The moment before cracking open a beloved book
  5. When you realize you have to parallel park
  6. When day becomes night
  7. A bell ringing
  8. Sirens in the distance
  9. Being stuck in traffic
  10. Opening the mailbox
  11. The moment you realize you’re not paying attention
  12. When you see someone else rubbing their forehead/eyes
  13. The moment you decide to cut a corner
  14. When you wave to a neighbor
  15. Weighing your options
  16. The moment you sit down to write

First Times. From first dates to first failures, many of life’s “firsts” are accompanied by intense feelings. Whether your experiences left you feeling thrilled or disappointed, “firsts” can make for great poems. Read through these poetry writing prompts to see if any of these “firsts” might spark a new poem. (And if you haven’t had any of these firsts, consider imagining one or reflecting on no having a certain “first.”)

  1. First love
  2. First heartbreak
  3. First time you saw the ocean
  4. First beer/wine
  5. First time you saw your parents as adults
  6. First moment you realized you were an adult
  7. First poem that made you love poetry
  8. First visit to a museum
  9. First play or live performance
  10. First meal you cooked for someone else
  11. First visit to a major sporting event
  12. First time you realized not everyone likes you back
  13. First time you stood up for an unpopular opinion
  14. First memory of being embraced
  15. First time you disappointed yourself
  16. First time you felt small outdoors
  17. First time you got dizzy from spinning

Nature And Space. Nature is often a source of inspiration for artists and poets. If you can get outside to write a poem, by all means do! But even if you’re stuck indoors, use your imagination to “head outdoors” and write a poem from your creative vision.

Write about the following places and spaces however the muses may inspire you. You can describe memories or imaginings, reflect on the larger meanings of archetypes, or simply allow your heart to express its poetic wishes. Learn more about writing great nature poems.

  1. A mountain
  2. Un rio
  3. An oasis (unexpected space)
  4. Your favorite cozy room
  5. A massive indoor space
  6. An intriguing love/hate space
  7. Your most vivid memory of a train/subway/airplane
  8. Someplace you never want to see/go again
  9. A place you will probably never see again, though you may want to
  10. A place your parents dragged you to
  11. Somewhere you always wished you could go
  12. When you saw a rainbow
  13. When nature surprised you/caught you off guard
  14. Ripples on water
  15. Sunlight on a spiderweb
  16. The beauty of a mud puddle
  17. The look of a tree in winter
  18. A spring rain
  19. A summertime chore
  20. A winter evening outdoors
  21. A winter evening at home
  22. An unidentified rumble (Thunder? Rockslide? Earthquake? Subway car?)
  23. A special time under the stars

Food Inspirations. Flavors evoke myriad feelings, memories, expectations, and longings. Use these food-inspired poetry writing prompts to reflect on food-related topics and write a poem based on your reactions.

  1. The taste of coffee
  2. The texture of eggs
  3. The smell of bread
  4. The heat of an oven on a cold day
  5. The scent and feeling of picking strawberries/apples/etc.
  6. The promise of fresh fruit
  7. The memory of hunger
  8. A bowl of fake fruit on a table
  9. A time you had to force down a loathed meal
  10. Catching the scent of something delicious when walking down the street
  11. Watching someone else eat

Meeting The Unexpected. These poetry writing prompts ask you to imagine a scene or moment—and then think of something that catches you (and readers) by surprise. What shocking and unexpected thing might you see in a crosswalk? What would that sight mean to you and others? Allow your mind to wander—and let your poetry surprise you.

  1. In a crosswalk
  2. At the beach
  3. In your soup
  4. Appearing from under the water
  5. In your rearview mirror
  6. At the bank
  7. From a hidden alleyway
  8. In a shoe
  9. Under a shoe
  10. In a tree branch
  11. Caught in someone’s hair (or your hair)
  12. In a dog’s mouth
  13. In a waiting room
  14. Under a bed
  15. Behind a cloud

Mysterious Places. For these poetry writing prompts, we’re going to ask you to stretch your imaginations beyond the world of logic and fact and imagine that you can inhabit “in between” spaces. What would it feel like? What would you do? Or not do?

  1. Between stars
  2. Between particles
  3. Between dreams
  4. Between flames in a fireplace
  5. Between light and shadow
  6. Underground
  7. Behind a mask
  8. Between air and water
  9. Just before waking
  10. Just before sleeping
  11. Between notes in a song
  12. Between the couch cushions
  13. Between breaths
  14. Between tripping and catching yourself

Poetry Writing Exercises. Once you’ve written a poem in response to one of our poetry writing prompts, consider rewriting—this time in a poetry genre that is outside of your usual wheelhouse. Choose one of the poetry genres below.

  1. Beat poetry
  2. Epic poetry
  3. Epistolary poem
  4. Elegy
  5. Free verse
  6. Haiku
  7. Lament
  8. Lyric poetry
  9. Palindrome
  10. Pastoral
  11. Prose poetry
  12. Rhyme of choice
  13. Slam/spoken word
  14. Sonnet

Want To Write Better Poetry?

Check out these great articles from Writer’s Relief that will help you craft responses to our poetry writing prompts and exercises:

Writer, Can You Help? Please add to our list of poetry writing prompt ideas by posting your own ideas for poetry topics in our comments section!


Sonidos

The Classic has an initial response that all points to a strong plugged-in performance. The Classic’s neck feels very similar to the recently-reviewed Standard, despite the differences, but the weight has a big impact, particularly on the hugely unbalanced feel played seated. Of course, if that doesn’t bother you, you might be on to a winner here as it’s a great player as supplied.

Like any classic design, what you hear coming out of your amp might not be your idea of a great Les Paul tone, yet playing these three we’re hearing wonderful and subtly different flavours. It might well be that the Classic has the bite and power you like with more lower-end grunt than the others.

There’s a little more nasally P-90 flavour, a slightly cocked-wah voice that provides a grainy texture, especially with some crunch and Marshall-y gain. Running the Classic with both pickups in tap mode is quite something experiment with the phase switch with both pickups on to hear it. If only the damn thing wasn’t so heavy.

The rather dowdy-looking Classic’s fundamental flaw is its colossal weight: in a different colour and with a lighter weight it might be game on, but that’s not what’s here. Plugged in, is where the Classic drops in: heft and grunt aplenty but with enough clarity to access older snappier and soulful voices.

It will no doubt be a while until &lsquonew Gibson’ settles in and has a noticeable effect on the instruments we can buy. These interim models, however, are three strong dishes that employ existing features we’ve seen before, albeit not in quite the same combinations.

With the horrors of &lsquorobotic’ tuners, over-wide necks and zero frets now pretty much consigned to the past, these three zone in on the Les Paul in classic style (Traditional), sonically expanded (Standard) and affordable (Classic) shades. They need a little TLC, which we’d hope would be undertaken before they’re sold, but they’re tidy, not over-priced and have the right name on the headstock.

They might well be quite historic models, too: the end of an era. Just as we conclude our test at the start of 2019, the new Gibson management announced there will apparently be a completely new 2019 range of &lsquoClassics’.

“Designs like the Les Paul and the SG once again embrace the features and construction details that made them legends in the first place: a Les Paul Standard ’50s spec and a Les Paul Standard ’60s spec as well as one with P-90 pickups,” says Cesar Gueikian, Gibson’s chief merchant officer. “The Contemporary line also introduces a new concept with the Les Paul and SG Modern.” These new ranges “will be available for purchase later this year”.

What that means for these original and clearly short-lived 2019 models that are in-store is anyone’s guess, but we suspect as the year progresses there will be deals aplenty to be had (2018 models are already discounted in many stores). Whatever happens while the dust settles, it looks like 2019 is going to be quite a year for Gibson lovers. Watch this space!


Ver el vídeo: . In Defense of the Worst Aircraft of World War 2 - Boulton Paul Defiant (Mayo 2022).